perros mayores autocaravana

Perros mayores en la autocaravana, estas son nuestras rutinas

perros mayores autocaravana

Si hace unas semanas te hablaba sobre autocaravanas viejitas, hoy quiero tocar un tema, que nosotros tenemos muy presente a la hora de viajar, y planificar nuestras escapadas, nuestros perros mayores.

Nosotros viajamos con 3 perros de 12, 8 y 6 años, y esto, nos hace tener que pensar en cosas, que probablemente alguien que viaje con un cachorro, o un perro más joven, no necesite tener en cuenta.

Dejarles en tierra nunca es una opción, allá donde vamos, ellos se vienen con nosotros, y seremos los humanos, los que nos adaptaremos a sus necesidades, y no al contrario.

¿Qué quiero decir con esto? que si no podemos hacer una marcha larga por el campo, pues haremos una distancia media o corta.

O llevaremos mochilas para portearlos, incluso fulares para poder llevarles, también estamos meditando la opción del carrito, cuando sea necesario.

Lo importante, es que ellos en la medida de sus posibilidades, disfruten.

Quizás, pasemos más tiempo sentados en la playa viéndoles mirar el mar, o sentados en la autocaravana mientras descansan o duermen, o en el paseo marítimo tomando un helado, pero tener perro es eso, es estar con ellos siempre que lo necesiten, adaptarnos a ellos.

Perros mayores, y los cambios que hemos hecho en la autocaravana

-Cuando van cumpliendo años, van sufriendo achaques, suelen tener menos agudeza visual y auditiva, y esto hace que sea fácil que se desorienten, sobre todo cuando vamos en la autocaravana y prácticamente cada día cambiamos de entorno, les va a ser difícil aprenderse dónde están.

Es por eso, que estamos muy pendientes de que no se despisten, no se pierdan, y manteniendo siempre el contacto visual con ellos (siempre que estén sueltos).

-Se cansan más, por tanto descansaremos más, pasaremos menos horas caminando, y más horas descansando.

-A veces ocurren escapes, sobre todo si sufren de incontinencia, nosotros para evitarnos sustos, llevamos siempre entremetidas de plástico desechables, cubrimos con ellas los asientos, y con cubrecolchones plásticos, la cama donde duermen, así si hay algún escape es fácil solucionarlo.

Además, siempre llevamos varios cambios de cama, por si acaso (autocaravanista prevenido, vale por dos)

-Con la edad se van volviendo más frioleros, así que, sí, llevamos mantas y abrigos por si los necesitan.

También vamos a instalar un enfriador, para que cuando viajamos en verano estén la mar de agusto 🙂

-Siempre siempre llevamos su medicación encima, pastillas para el dolor, ya que aunque intentamos que su rutina sea la misma que llevamos en casa, ellos tienden a estar más activos y excitados, porque les chifla viajar, y al final del día a veces las articulaciones de una de nuestras perras, que sufre artrosis se quejan.

-Cuando llegamos a una zona donde vamos a pasar unos días, buscamos y apuntamos el teléfono del veterinario más cercano, por si acaso.

-Siempre que lo necesitan, les ayudamos a subir y bajar, ya sea de la autocaravana, de un asiento, o de donde sea necesario.

Nuestra rutina diaria con nuestros perros mayores

-Respetamos muy mucho sus horas de descanso, por ejemplo su rutina es: paseo nada más levantarnos, después de estirar las patas, volvemos a desayunar a la autocaravana, y allí desayunamos, una vez que la panza está llena su actividad baja, entonces es cuando nosotros aprovechamos para salir y conocer el pueblo, si ellos siguen activos, se apuntan, pero si necesitan descansar, se pueden quedar, no solemos tardar mucho (una hora como mucho), así que ellos aprovechan para dormir plácidamente, igual que hacen en casa.

Por supuesto, siempre les dejamos agua de sobra, claraboyas abiertas, y los mojamos con un spray de agua (en verano), y por supuesto, esto lo hacemos en la horas del día que hace menos calor.

Una vez que volvemos a la autocaravana, volvemos a salir a dar otro paseo.

Comemos, dormimos la siesta, y si se sienten con fuerzas volvemos a conocer los alrededores, a veces en brazos, otras andando despacito, pero siempre juntos.

Al atardecer, cenamos y nos preparamos para descansar, no obstante, antes de dormir, salen una última vez a soltar aguas.

Y lo más importante, quererlos mucho

Lo más importante es ser tolerante ante estos cambios, tener paciencia, y sobre todo darles mucho cariño, en esta etapa de su vida a nuestros perros mayores.

Si te apetece seguir aprendiendo sobre las necesidades de los perros mayores, puedes echar un vistazo a este post sobre las necesidades de los perros de la tercera edad.

Y si tú también viajas en tu autocaravana con perros mayores, cuéntame qué cambios has ido haciendo.

Deja un comentario

error: Contenido protegido
Leer entrada anterior
autocaravana
…Y si no, nos enfadamos…en la autocaravana

¿Recuerdas aquellos libros juveniles, llamados "Elige tu propia aventura", en ellos, el lector tomaba decisiones sobre cómo debían actuar los...

Cerrar